Página de inicio » Profesional » Investigación

Category Archives: Investigación

La importancia del Acceso Abierto y los Repositorios para las Instituciones de Educación Superior

Esta nota fue publicada en dos partes en: (próximamente)

La publicación académica y científica ha sido desde siempre un área dinámica y compleja. La primera revista profesional, Philosophical Transactions of the Royal Society aparece en 1665 y desde sus inicios establece el arbitraje por pares académicos. Este proceso comprende una evaluación de cada artículo a ser publicado por al menos dos profesionales de reconocida trayectoria; sea para aprobarlos, sugerir mejoras o rechazarlos. Esta es la característica más valorada de una publicación, porque nos asegura su confiabilidad y validez. Otra característica es que, en parte para sostener sus costos de operación, fueron desarrollando diversos modelos de negocio. En algunos casos, los entes independientes responsables de una revista cobran por suscripciones impresas o digitales de sus contenidos; en otros casos, los procesos y costos operativos de diagramación, impresión y distribución se transfieren a una editorial académica, como por ejemplo Elsevier, la más grande y antigua de estas (fundada en 1880).

Hacia finales del siglo XIX, casi todo el siglo XX e incluso en el XXI, el acceso a la mayoría de las publicaciones científicas está restringido a quienes pagan a las instituciones o editoriales que las explotan económicamente. Es decir, las Instituciones de Educación Superior (IES), centros de investigación e investigadores pueden acceder a tantas publicaciones especializadas como sean capaces de pagar. Es crucial que los entornos académicos y científicos utilicen una gran cantidad de las mejores fuentes para poder desarrollar sus actividades, pero esto conlleva costos elevados. Frente a esta situación, a finales del siglo XX surge la filosofía y movimiento del Acceso Abierto (AA), cuya premisa es ofrecer documentos académicos y científicos de manera masiva y sin costo para el usuario.

El AA se deriva de las primeras redes de profesionales y bases de datos referenciales que incluso preceden la masificación del Internet. América Latina tuvo un temprano desarrollo del AA, con CLASE (1975), PERIÓDICA (1978) y Latindex (1995), redes referenciales que incentivaron el ecosistema regional actual a texto completo, conformado por CLACSO (1998), SciELO (1997), Redalyc (2003) y LA REFERENCIA (2012) (Babini y Machin-Mastromatteo, 2015). El AA es articulado por los repositorios: plataformas tecnológicas que apoyan los procesos de operación, organización, almacenamiento y difusión de las publicaciones en AA. Hay distintos tipos de repositorios, las iniciativas latinoamericanas mencionadas son ejemplos de repositorios regionales; también existen repositorios temáticos internacionales como Eprints in Library & Information Science para la bibliotecología y ciencia de la información; Social Science Research Network para ciencias sociales y arXiv para física, matemática, computación, biología, finanzas y estadística. Finalmente, quizás más importantes para las IES, son los repositorios institucionales, que reúnen la producción intelectual de los miembros de una institución.

Un posible malentendido debe aclararse: adoptar el AA no significa que los investigadores van a perder la oportunidad de publicar en las revistas de mayor prestigio del mundo, cosa que les impediría recibir reconocimientos como formar parte del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), cuya evaluación enfatiza las publicaciones realizadas en el ‘circuito comercial’ y no tanto aquellas publicadas en AA. La razón: las publicaciones comerciales aparecen en índices también comerciales como el Web of Science y Scopus. Los investigadores que aparezcan en estos índices suelen ser los mejor evaluados, ya que es una de las bases tradicionales de los sistemas de evaluación de investigadores. En cambio, el investigador que ya publica en el ‘circuito comercial’ puede difundir posteriormente una versión específica de su artículo en un repositorio, debido a que el AA ha significado una variable disruptiva para el tradicional modelo de negocio de las editoriales académicas, las cuales comienzan a aceptarlo bajo ciertas condiciones.

Distintas editoriales académicas han comenzado a aceptar que los artículos publicados en sus revistas sean también compartidos en AA bajo condiciones específicas establecidas en los acuerdos de licencia entre editoriales e investigadores. Si un investigador publica en revistas comerciales que apoyan un esquema de AA llamado ‘vía verde’, le asegura poder publicar una versión gratuita que podrán utilizar a nivel mundial otros que no cuenten con los recursos para comprar la revista o artículo. A este tipo de publicación en AA se le conoce como autoarchivo. El contenido de un repositorio no está limitado a los artículos de los investigadores, también incluyen libros, ponencias, ensayos y tesis.

Los principales software para desarrollar repositorios son DSpace e Eprints; algunos incluyen al Open Journals Systems (OJS), aunque su propósito es manejar revistas digitales. Mencionamos que el AA es una filosofía, por lo tanto no tendría mucho sentido que el software para desarrollar repositorios tuviera costo; el AA se intersecta con otro fenómeno de apertura: el software de código abierto o software libre. Por lo tanto, desarrollar un repositorio no tiene necesariamente un costo directo por la tecnología utilizada, sino el costo dependerá de las horas-hombre, personal y desarrollo del know-how necesario para llevar a cabo la implementación del proyecto. Sin embargo, hay empresas que ofrecen servicios de instalación, configuración y mantenimiento para las instituciones que carezcan del personal y/o know-how para desarrollar un repositorio. Aun así, el ideal es que cada institución debe, de forma exclusiva, custodiar y decidir cómo gestionará la producción intelectual de sus miembros.

En cuanto a la importancia del AA y los repositorios para las IES, la respuesta está repleta de matices:

  1. permiten trascender las limitaciones del tiraje en papel de revistas y libros publicados por las IES, dándoles mayor difusión y visibilidad sin importar que las copias impresas se agoten;
  2. aseguran la organización sistemática y estandarizada, la custodia y acceso universal a la producción intelectual de las IES;
  3. los esquemas de organización e indizado obedecen estándares internacionales, asegurando que índices compatibles como Google Académico y los repositorios regionales ‘descubran’ e incorporen de manera automática la producción intelectual de las IES a sus acervos, potenciando su visibilidad y el acceso a nuevas métricas de evaluación para investigadores;
  4. la producción intelectual podría, en un mediano plazo, ser incluida en importantes índices como el SciELO Citation Index, Directory of Open Access Journals o el Directory of Open Access Repositories (DOAR), y a largo plazo las revistas podrían aparecer en prestigiosos repertorios como EBSCO;
  5. permiten agrupar en un mismo sitio la producción intelectual de las IES, ofreciendo una carta de presentación clara frente a procesos de evaluación y otras instituciones similares y representando un antes y después en el nivel de desarrollo académico y científico que suma al prestigio de las IES;
  6. multiplican la promoción, lectores y citas, lo cual potencia la carrera de los investigadores de las IES y provee a los académicos un instrumento adicional de promoción de sus investigaciones.

Establecer un repositorio institucional no es extremadamente complicado. Sin embargo, al ser un proyecto ambicioso implica voluntad y acuerdos institucionales para que todo departamento productor de conocimiento lo utilice y además puede implicar a varios departamentos administrativos y académicos por cuestiones operativas, de organización, de licenciamiento con los autores e incluso de estética. Desarrollar un repositorio es un reto tecnológico pero además implica la organización sistemática y estandarizada de sus contenidos, por lo cual es un reto en el que los profesionales de la información tenemos también un rol que jugar. Estos retos son superables y los beneficios para las IES, algunos fueron mencionados aquí, son claros; por lo tanto es una iniciativa que representa una enorme área de oportunidad para potenciar la visibilidad y acceso a la producción intelectual de nuestras IES.

Referencia citada
Babini, D. y Machin-Mastromatteo, J. (2015). Latin American science is meant to be open access: Initiatives and current challenges. Information Development, 31(5). A ser publicado en noviembre.

De las cenizas

From the ashes

Hace 523 años ocurrió uno de los mayores crímenes culturales de la historia de la humanidad: matanza, imposición de doctrinas y dogmas, además de una sistemática aniquilación cultural; todo esto significó la truncación del desarrollo independiente y del futuro de las culturas autóctonas de América Latina.  La civilización latinoamericana actual surgió de allí: De las cenizas…


Resumen: Hace unos 523 años, el territorio ahora conocido como las Américas fue ‘descubierto’. Este evento detonó la conquista y colonización de  este ‘nuevo mundo’; procesos que alteraron el desarrollo histótico de las civilizaciones indígenas. Este trabajo examina una de las consecuencias más desoladoras de este choque de civilizaciones: la casi total destrucción del legado cultural de los pueblos autóctonos. Esta aniquilación fue conducida por la implementación del dominio colonial, el cual implicó el establecimiento de un nuevo orden socio-político, además de una sistemática y forzada conversión religiosa, la cual incluyó la destrucción de los códices pictográficos que fueron vistos como ‘obras del diablo’.

Texto completo en Sage Publications

Versión Acceso Abierto (Próximamente)

Referencia recomendada: Machin-Mastromatteo, J. D. (2015). From the ashes. Information Development, 31(4), 383-386. http://dx.doi.org/10.1177/0266666915591759

El consenso regional dio lugar a la biblioteca pública moderna

declaraCaracas

Tercera entrega de la columna Desarrollando América Latina: artículo sobre la Declaración de Caracas (1982) sobre la biblioteca pública, escrito con mi estimado colega Renny Granda. Esta entrega de la columna Developing Latin America trata sobre el hecho histórico, importancia y reivindicación de la Declaración de Caracas como factor de desarrollo y cambio social en Latinoamérica.


Resumen: In 1982, library experts from 30 Latin American and the Caribbean countries met in Venezuela to discuss the current state and development strategies for the region’s public libraries. The result was the first technical-normative document for public libraries in the region, commonly known as the Caracas Declaration. This issue of Developing Latin America comments on the contents of this document, its influence and importance, and suggests the exercise of invoking and reviewing its principles and objectives to once again analyze the current state and project new development strategies.

Texto completo en Sage Publications

Versión Acceso Abierto (Próximamente)

Referencia recomendada: Granda, R. y Machin-Mastromatteo, J. D. (2015). Regional consensus gave birth to the modern public library. Information Development, 31(3), 314-316. http://dx.doi.org/10.1177/0266666915577166

La llegada de la alfabetización informacional

Untitled

Jesus Lau y el que suscribe acabamos de publicar un artículo donde recordamos y exploramos cómo llegó la Alfabetización Informacional (ALFIN) a la región Latinoamericana. Puedes encontrarlo en la segunda entrega de Desarrollando América Latina (inglés), disponible en la revista académica Information Development, publicada por Sage. Los elementos más importantes en este artículo son dos tablas, una de ella ordena los países de América Latina por su cantidad de producción académica sobre ALFIN (usando datos recabados de la wiki de AlfinIberoamérica) y la otra subraya las ocho declaraciones de ALFIN que se han realizado en la región, su fecha, lugar y el nombre del evento o declaración.


Resumen: Paul Zurkowski acuñó el término Alfabetización Informacional en 1974, desde entonces ha evolucionado en una dinámica área de investigación dentro de la Bibliotecología y Ciencia de la Información, con muchos logros alcanzados en Europa y los Estados Unidos, como se refleja en la literatura en inglés. Esta entrega de Desarrollando América Latina traza una ruta alternativa, explorando la llegada de la Alfabetización Informacional a la región y sus principales desarrollos.

Texto completo en Sage Publications

Versión Acceso Abierto (Próximamente)

Referencia recomendada: Machin-Mastromatteo, J. D. y Lau, J. (2015). The arrival of information literacy. Information Development, 31(2), 190-193. http://dx.doi.org/10.1177/0266666915569147

 

¿Es la información suficiente para salvar la región?

Untitled

En la última entrega de Information Development (IDV) (publicada en noviembre 2014), separamos nuestros caminos y le deseamos lo mejor a nuestro colega Miembro de la Junta Consultiva Editorial (EABM) Archie Dick y a su columna Iniciativas Informativas Africanas. Hace unos meses, el editor de IDV solicitó ideas a la EABM para una nueva columna regular. Para mi, el prospecto de estar a cargo de una nueva columna era muy atractivo desde el principio y además tenía muy claro qué idea proponer: si tuvimos una columna sobre África, lo más lógico es continuar con una sobre América Latina (AL). Antes de hacer mi sugerencia, sabía que escribir una columna para cada entrega de IDV sería un gran reto: tener la disciplina de escribir algo interesante al mismo tiempo que estar al día en las fechas de entrega de la revista. Sin embargo, podría ser un logro muy importante, ya que el debut de la columna que se fuera a proponer coincidiría con el 30 aniversario de IDV. Además, es una fantástica oportunidad para mi como académico, poder compartir algunos pensamientos y preocupaciones en el formato de una columna regular de opinión: un poco más personal y agradable, pero igual didáctico. Esto me da la oportunidad también de profundizar en mi propio entendimiento sobre algunos de los temas que son de importancia estratégica para la región antes de escribir las líneas que leerán en las siguientes entregas. Por lo tanto, Desarrollando América Latina fue mi propuesta, la cual fue aceptada y animada por nuestro editor y mis buenos colegas de la EABM, a quienes estoy muy agradecido.

El título de la columna casi fue una decisión de último momento. Mientras me apuraba a terminar de escribir esta primera columna, solo había escrito un montón de títulos obvios y sosos. Aunque el título final es muy simple, la intención es que sea de alguna manera provocativo. La región de AL tiene muchos problemas y retos y lamentablemente no aparece tan prominentemente como muchos desearíamos en las revistas académicas como la presente; no hay muchos artículos escritos por autores latinoamericanos, ni tampoco muchos artículos escritos sobre la región (al menos en el campo de la Bibliotecología y Ciencia de la Información, en publicaciones en inglés). En la mayoría de los casos en que la región es mencionada en comunicaciones científicas, se hace de manera tangencial. No hay mucho publicado sobre iniciativas informativas y logros alcanzados en AL, cuando lo comparamos con otras regiones, inconveniencia que no es exclusiva de IDV. Un problema notable es culpar: la barrera idiomática que enfrentan los profesionales para poder escribir en revistas anglófonas cuando los idiomas de la región son mayormente español, portugués, francés y todos los idiomas autóctonos. El inglés se habla como lengua oficial en una proporción muy pequeña de países de AL. Por todo lo anterior, estoy usando en el título de la serie de columnas la forma del verbo ‘desarrollando’, lo que significa un recordatorio de que la región está siendo y debe ser desarrolada, estamos trabajando en ello; el objetivo es trabajar para alcanzar su desarrollo, poner lo mejor de nosotros mismos para avanzar con la región y más importante: comunicar los logros regionales en revistas como IDV. Debería dedicar algunas líneas a la otra parte del título ‘América Latina’, porque esta no es una distinción completamente clara, aunque la estamos usando por practicidad. A menos que indique lo contrario, cuando menciono AL, me refiero a  todos los países de América Latina incluyendo los países del Caribe, de México a Argentina, incluyendo a las naciones que se encuentran a lo largo del Mar Caribe y aquellas de América Central.

Me entusiasmó mucho la idea de escribir esta introducción a la columna porque además aproveché la oportunidad de revisar los artículos sobre AL (y de autores latinoamericanos) que han sido publicados a lo largo de estos 30 años de IDV; por lo tanto realizando un rastreo de la representación de la región en IDV; además de proveer algunas perspectivas y una base interesante para comenzar a discutir y actualizar la publicación sobre algunos retos que ya han aparecido en las páginas de IDV. Esto y mucho más lo encontrarán en la primera entrega de Desarrollando América Latina, que arranca con la pregunta: ¿es la información suficiente para salvar la región?


Abstract: América Latina no existe. Estos 42 diversos países en vías de desarrollo difícilmente son una unión. Sin embargo, comparten una proximidad geográfica, algunos extraños elementos únicos y el deseo de progresar. Esta primera entrega de la nueva columna ‘Desarrollando América Latina’ explora algunos problemas informativos, tasas de alfabetismo, la prominencia regional en la comunicación académica y temas relevantes provenientes de la historia editorial de la revista Information Development.

Texto completo en Sage Publications

Versión de acceso abierto

Referencia recomendada: Machin-Mastromatteo, J. D. (2015). Is information enough to save the region? Information Development, 31(1), 89-91. http://dx.doi.org/10.1177/0266666914560328

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 395 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: